Nace OLEAND, la mayor cooperativa del sector olivarero en Andalucía

Nace OLEAND, la mayor cooperativa del sector olivarero en Andalucía

Las asambleas de dos importantes cooperativas agrícolas radicadas en La Puebla de Cazalla desde hace 60 años, y con una facturación conjunta de más de 60 millones de euros aprueban la fusión de la que surge la nueva entidad.

Los socios de la Cooperativa Agraria Nuestra Señora de las Virtudes aprobaron anoche en asamblea el proyecto de fusión con la Cooperativa Agrícola San José, que el pasado martes aprobaba igualmente el proyecto planteado por los consejos rectores de ambas entidades, y fruto del cual comenzará a operar el próximo 1 de septiembre la que por volumen será la mayor cooperativa del sector olivarero en Andalucía.
Culmina así la primera fase de un proceso que ha sido avalado por un 85 y un 86 por ciento de los votos de los socios agricultores respectivamente y que abre una nueva etapa en la historia de las dos empresas, fundadas entre 1959 y 1961 en La Puebla de Cazalla, y que ya cuentan en conjunto con más de 5.000 socios de distintos municipios de la provincia de Sevilla.

ESTRATEGIA DE FUTURO
La fusión de las dos cooperativas persigue «seguir generando riqueza y valor en el
territorio. Garantizando los empleos, y aspirando a crecer, liderando el imparable
proceso de fusiones», en palabras del presidente de la Cooperativa Nuestra Señora
de las Virtudes, Antonio Candil, que se convertirá en septiembre en presidente de
la nueva entidad, OLEAND.
Por su parte, Diego Gallego, actual presidente de la Cooperativa Agrícola San
José y que se convertirá en el presidente de Manzanilla Olive, cooperativa de
segundo grado a la que pertenecen ambas entidades, subrayaba la relevancia
estratégica de la operación, asegurando pretender « ser el tractor y no el remolque
en nuestro sector. Ganar dimensión estratégica para afrontar los retos en posición
de ventaja frente a competidores, y en las negociaciones que surjan».

De hecho, la operación sometida a la consideración de los socios plantea el
mantenimiento de las plantillas de ambas cooperativas y sus estructuras salariales,
centrando sus esfuerzos en la racionalización de los procesos y la búsqueda de nuevas
oportunidades de mercado que beneficien a los socios, según reza el informe
conjunto de ambos consejos rectores.
Mejorar los procesos operativos y afrontar los desafíos a los que se enfrenta
el sector han sido por tanto las principales motivaciones para la fusión de las dos
cooperativas.

LA FUSIÓN EN CIFRAS
En la actualidad, la suma de la producción de ambas sociedades alcanza los 13
millones de kilos de aceite anuales y los 25 millones de kilos de aceituna de mesa, y
cuentan con un balance conjunto de 104 millones de euros. Cuentan con 125
empleados de media anual y con un total de 5.000 socios.
Las proyecciones de las distintas magnitudes económicas y operativas de la nueva
sociedad arrojan una previsión de volumen de facturación de 78 millones de euros
para 2024, frente a los 63 millones actuales de facturación conjunta. Asimismo, se
prevé un ahorro de costes de en torno a 1’2 millones de euros anuales, derivado de
la optimización de los recursos con los que actualmente cuentan ambas entidades.
Las estimaciones indican igualmente que en el plazo de cinco años se alcanzará la
cifra de 6.000 socios y de 2.400 expedientes de ayudas de la Política Agraria
Común (PAC) de la Unión Europea gestionados anualmente.